miércoles, 1 de abril de 2009

GELATINA DE VERDURAS



Esta receta los sacara de apuros y les facilitará el mejor uso de los vegetales que tengan en casa.

Pueden tomar dos tazas de lo que les haya quedado de los vegetales del día anterior, crudos o cocidos, o algún acompañante que tengan congelado.

Lo importante es que los corten en trozos pequeños y lo condimenten al gusto.

Una vez hecho esto, hacen lo que llamamos un salsa rosada, es decir, unir tres cucharadas de mayonesa, una de salsa de tomate o ketchup, una pequeña de mostaza y unas gotas de salsa inglesa.

Lo integran bien. Una vez tome un color uniforme, se lo agregan a las verduras que tienen picadas, cuidando que queden bien cubiertas.

Aparte, toman una cajita de gelatina sin sabor, o sea una bolsita de cerca de 15 gr., y la disuelven en una taza de agua tibia, una vez diluida, le agregan una de agua fría.

Cuando no tenga grumos, lo mezclan con las verduras hasta que les quede como una crema.

Toman un molde para gelatina, lo untan con aceite de cocinar y allí vierten la preparación.

Lo colocan en la nevera para que se endurezca.

Para desmoldar, desprendan con delicadeza, los bordes y voltean sobre una bandeja. Si no se desprende, pueden colocarlo en un recipiente con agua tibia hasta que se suelte.
Puede ser una entrada o un buen complemento en una mesa de merienda.